¿Cómo elegir unas buenas ventanas de aluminio?

Thermia - Ventanas para vivir mejor

Su hogar es único.
Sus ventanas también.

En la elección de las ventanas de aluminio, el profesional es la clave.

Sabemos que elegir la mejor ventana de aluminio no es una tarea fácil, y puede resultar complicada si no procedemos de un mundo técnico. Por eso, nuestro equipo de expertos distribuidores en ventanas Thermia® escuchará sus necesidades, le asesorará y le informará de todo lo necesario para que su decisión sea siempre la correcta.

¿Interesado en un presupuesto de ventanas? Le ayudamos a ponerse en contacto con su distribuidor Thermia®

Los distribuidores de ventanas Thermia® se ocuparán de hacerle un estudio y análisis personalizados del habitáculo para guiarle en la elección de la mejor ventana.

Mi distribuidores Thermia®

Su distribuidor le hará un estudio personalizado de la vivienda que contemplará, entre otros, aspectos como…

El aislamiento térmico y el clima.

Debemos tener en cuenta que no todos los modelos se comportan igual ante ráfagas de viento, fuertes lluvias o temperaturas muy bajas.
Hay modelos que garantizan un mejor aislamiento frente a los agentes atmosféricos que otros.

El aislamiento acústico.

¿Cuánto ruido debe soportar?

Si la vivienda está en una zona donde hay mucho ruido y necesitamos un aislamiento eficaz ante la contaminación acústica, deberemos prestar especial atención al sistema de cierre y a la composición del vidrio.

La orientación de la ventana y del espacio.

¿Cuánto sol da a la ventana?

Una ventana que no recibe nunca sol (orientada al norte) deberá tener unas características muy distintas de otra que esté orientada al sur, donde siempre da el sol.

Las dimensiones de la ventana.

Es fundamental saber qué tamaño deber tener la ventana, porque una ventana pequeña requiere de perfiles y mecanismos más básicos que una ventana de grandes dimensiones y, por lo tanto, es más económica.

La cantidad de uso que se hará de la ventana.

A veces hay ventanas que solo sirven para permitir el paso de la luz; otras, tienen que hacer de puerta de entrada a nuestro jardín o balcón. Según el uso cotidiano que le queramos dar, el profesional nos orientará para escoger la ventana que mejor se adapte a nuestra necesidad.

La seguridad. ¿Hay niños en casa?

La seguridad es lo primero. Nuestra elección deberá tener en cuenta los mecanismos y los materiales más seguros posibles para evitar que los pequeños de la casa se hagan daño. Ejemplos:

• Vidrio laminado
• Manilla extraíble
• Cerradura de seguridad

El espacio disponible para abrir y cerrar.

Dependiendo del espacio del habitáculo, el profesional le asesorará sobre un tipo de apertura u otro. Por ejemplo, las ventanas correderas son una gran solución para el ahorro de espacio.

 

La estética, color, acabados y accesorios.

A menudo las ventanas tienen que ser del mismo color que establecen los estatutos de la comunidad de vecinos. De este modo respetan la estética de la fachada de todo el inmueble. Por lo tanto, antes de decidir debemos asegurarnos de cuáles son los requisitos para no incumplir la normativa.

Asesoramiento 100% profesional de nuestros distribuidores Thermia Barcelona.

Listado de distribuidores de ventanas Thermia® cerca de Ud.

Buscar distribuidores Thermia®